Mudéjar

Mudéjar, nombre dado a los moros que permanecieron en España después de la reconquista cristiana pero no se convirtieron al cristianismo, y al estilo de la arquitectura y decoración española, fuertemente influenciado por el gusto y la artesanía moros, que desarrollaron. Al erigir edificios románicos, góticos y renacentistas, se utilizaron elementos del arte islámico, logrando a veces resultados sorprendentes. El carácter geométrico dominante, claramente islámico, surgió notablemente en los oficios accesorios: azulejos, ladrillos, talla de madera, yeso y metales ornamentales. Incluso después de que los propios musulmanes ya no estaban empleados, muchas de sus contribuciones se mantuvieron como parte integral de la construcción española. Un buen ejemplo mudéjar es la Casa de Pilatos, de principios del siglo XVI, en Sevilla.