Nimbo

Nimbo, en el arte, el disco luminoso o círculo u otra indicación de luz alrededor de la cabeza de un personaje sagrado. Fue utilizado en budismo y otras artes asiáticas y por los primeros griegos y romanos para designar dioses y héroes y apareció en el arte cristiano en el siglo quinto. Aunque normalmente es un círculo o disco, el nimbo tiene varias formas: triangular para Dios el Padre, un círculo con una cruz para Jesús, un cuadrado para una persona viva, un disco o círculo para un santo, a veces una banda de pequeñas estrellas para la Virgen María. En las vidrieras, Jesús y la Virgen a menudo se representaban rodeados por una luz ovoide llamada vesica piscis. La forma cuadrada era simbólica del mundo material, el círculo simbolizaba la perfección espiritual y la bendición eterna y el triángulo representaba la eternidad y la Trinidad. El nimbo suele ser de oro y puede tener un contorno claramente definido o la luz puede ser difusa, irradiando desde la cabeza en líneas que se funden en la imagen. El término aureola puede denotar una corona o resplandor alrededor de la cabeza o puede ser un óvalo utilizado como fondo para todo el cuerpo. Cuando el nimbo y la aureola se combinan para una figura, la iluminación se llama gloria. Una gloria en forma de almendra es una mandorla. Halo es un término no técnico para indicar un disco detrás de la cabeza o un círculo que lo rodea.