Profecía y Adivinación

Desde el comienzo de la historia humana, hombres y mujeres han buscado atisbos del futuro. Los adivinos y adivinas han intentado predecir el destino de sus clientes mediante la interpretación de los signos en las entrañas de los animales, los movimientos de las estrellas en el cielo, los reflejos en una bola de cristal, la extensión de una baraja de cartas e incluso mensajes de muertos. Todas estas prácticas antiguas todavía se utilizan hoy en día por los profetas y adivinos que buscan responder a las demandas de aquellos que desean el conocimiento previo de su destino terrenal.